In LSD Veritas -

Benvinguts al meu racó.


Sé tu propia luz.

domingo, 24 de abril de 2011

Las grandes familias controlan las empresas del Ibex.

He encontrado otro artículo de interés sobre las grandes empresas y bancos, donde se aportan datos sobre la relación entre empresas y bancos.



Publicado el 12-02-2011 a las 17:52 por C. Rosique / A. Redondo 
Los principales accionistas del Ibex tienen en propiedad acciones por más de 217.000 millones de euros, más del 43% del valor de todas las empresas que componen el índice, más de 500.000 millones. Y eso que los valores de mayor capitalización son los que menos controlado tienen su capital. La bolsa española es una de las plazas en la que los títulos están más concentrados en manos de grandes accionistas, fruto de la tradición empresarial española.
Muchos grupos familiares, como los Entrecanales, Villar Mir, Amancio Ortega, las hermanas Koplowitz y los Del Pino mantienen participaciones de control que no están dispuestas a perder. No obstante, en los últimos años se ha notado que algunos fondos, como BlackRock y Fidelity, se hacen hueco entre los principales accionistas del Ibex.
Ventajas e inconvenientes
“Prevalecen las empresas controladas por grupos familiares o con un núcleo duro de accionistas, frente a la situación en las bolsas anglosajonas, en las que lo más común es que el free float (capital que circula libre en el mercado) de las empresas se acerque al 100%”, explica Juan José Fernández-Figares, director de análisis de Link Securities.
La fuerte concentración accionarial tiene elementos positivos y también negativos. “Me fío más de las compañías que tienen gestores (con acciones) que ganan más por dividendo que por sueldo”, afirma Josep Prats, director de gestión de patrimonios de Ahorro Corporación.
Prats cree que los accionistas de estas compañías, saben que los intereses de la dirección están alineados con los de los minoritarios. Esto es algo que suele pasar más en las empresas de tamaño mediano. “Las empresas que están en manos de ejecutivos profesionales pueden estar más tentadas a operaciones más brillantes a corto plazo y no a largo”, apunta Prats.
Pero Fernández-Figares afirma que en muchos casos el hecho de que las empresas se adapten a los intereses de las familias o los partícipes mayoritarios puede perjudicar al inversor minorista.
Una consecuencia de esta concentración es la limitación que suponen a los movimientos corporativos. En los parqués anglosajones las opas (ofertas públicas de adquisición) son frecuentes y las empresas cuentan con pocas herramientas para defenderse de ellas. Un ejemplo ha sido la reciente opa de ACS sobre la alemana Hotchtief. En el mercado español estas operaciones son escasas. Fernández-Figares indica que los inversores interesados en una compañía deben entrar con el beneplácito de la familia o el núcleo duro, pues suelen poseer más del 50% del capital.
Las más controladas
Quince empresas del Ibex tienen menos del 50% de free-float. Endesa, controlada por el grupo italiano Enel, destaca con sólo un 8%. Pero es una sociedad que se ha ganado los galones para permanecer en el Ibex por su tamaño (su capitalización es de casi 23.000 millones). Tiene contratación suficiente que asegura la liquidez a los minoristas.
Iberdrola Renovables tiene sólo el 20% de capital libre, tras saltar al parqué a finales de 2007, el resto está controlado por su matriz, Iberdrola.
También Criteria tiene un accionista fuerte: La Caixa, que controla un 79,45%. En Mapfre, sólo queda libre en el mercado un 22% del capital, por el control de la Fundación Mapfre y Caja Madrid. Algo más del 30% tienen Inditex, Telecinco, FCC, Acerinox, y Sacyr Vallehermoso.
En el caso de Inditex, su fundador, Amancio Ortega, posee el 59,29% de la empresa a través de dos sociedades de inversión: Gartler y Partler, con el 9,28%.
Otra empresaria reconocida en España es Esther Koplowitz, con la sociedad B1998 atesora el 53,9% del capital de FCC. También sale entre los mayores partícipes Royal Bank of Scotland, que no suele estar presente en el accionariado de las empresas españolas.
Su hermana Alicia Koplowitz destaca entre los accionistas de control de Acerinox, a través de Omega Capital. No obstante, el mayor control lo ejercen el hólding Corporación Financiera Alba, con más del 24% del capital y Nisshin Steel. El fabricante de acero inoxidable también cuenta con otra de las familias inversoras, los Del Pino, grupo de control en Ferrovial, que participan con el 6%.
En el caso de Sacyr Vallehermoso, el presidente, Luis del Rivero y los empresarios José Manuel Loureda y Juan Abelló acaparan más del 30% del capital. Además participan varias cajas.
Los grupos de comunicación Mediaset y Prisa controlan más del 50% del capital de Telecinco. Pero luego tiene otro 10% en manos de tres fondos estadounidenses: Fidelity, Marathon y Tweedy Brown. Con algo más de capital libre, cerca del 40%, pero con fuerte presencia de los accionistas de control están Acciona, con los Entrecanales; ACS, dónde están los Albertos, Florentino Pérez, la familia Fluxá y Alba, entre otros.
Capital más repartido
Telefónica, Santander y BBVA son los miembros del Ibex con más minoristas en su accionariado. Son los que menos participaciones de control tienen. Sólo BBVA tiene a un empresario reconocido con más del 5% del capital, Manuel Jové, fundador de Fadesa. El resto de participaciones que superan el 3% es por parte de bancos custodios (que aglutinan acciones de numerosos accionistas) y algunos fondos, como BlackRock, la mayor gestora por activos. En el caso de Santander, las participaciones que aparecen son mayoritariamente de custodios. no obstante, el control de la familia Botín en la gestión es claro.
Respecto a Telefónica, los fondos internacionales Black-Rock y Capital Research se hacen un hueco por detrás de la participación de BBVA y Criteria, que controlan más del 5% de la operadora, cada una.
La banca mediana
La búsqueda del control del capital es claro en el caso de los bancos medianos. Isak Andic, fundador y principal accionista de Mango, posee más del 5% de Sabadell de forma directa. Además participa con José Oliu, presidente del banco, José Manuel Lara, de Planeta y el empresario Joaquín Folch-Rusiñol, de Industrias Titán, a través de Famol. Lara también está presente con Inversiones Hemisferio. El triunvirato formado por Lara, Andic y Oliu es el que maneja las riendas del banco, aunque tiene otro nutrido grupo de empresarios con acciones. La entidad cuenta con el respaldo de Banco Comercial Portugués y las cajas vascas BBK y Kutxa, después del canje por la compra de Guipuzcoano.
En Bankinter, la guerra abierta por el control del banco entre Jaime Botín, a través de Cartival, y el francés Credit Agricole, ha removido la cotización por oleadas. Ahora Botín le supera por unas décimas, 23,87%, frente al 23,42%. Fuera de esta guerra está Fernando Masaveu, con un 5% a través de Tudela Veguin.
La participación más fuerte en Popular es el de la llamada Sindicatura de Accionistas, que posee el 13%. Suelen realizar continuos movimientos de compra y venta con los títulos del banco. Otro histórico en el accionariado es Allianz, que supera el 9% y el inversor portugués Americo Amorim. Credit Mutuel, que tiene firmada una alianza estratégica a largo plazo con Popular para prestar servicios conjuntos a sus clientes en sus principales mercados, atesora el 5%. El fondo Silchester, que tiene vocación de largo plazo, controla otro 3%.
En otras cotizadas
Otro fenómeno que se da en la bolsa española es la presencia de empresas cotizadas en otras compañías del parqué. El caso que más ruido ha hecho últimamente es la irrupción de ACS en Iberdrola, primer accionista con más del 20% del capital. Ha desatado el debate por el conflicto de intereses que plantea, al estar presente en el negocio energético. A su vez, Iberdrola se hace cada vez más fuerte en Gamesa, ya controla más del 19,5%. En Repsol la irrupción la protagonizó Sacyr, que controla más del 20% de las acciones y ha presionado para que mejore el dividendo.
Otros casos son los de ACS en Abertis, con un 10%; Iberia y otras aerolíneas cotizadas europeas en Amadeus; Repsol en Gas Natural, con el 30% del capital y Prisa en Telecinco, con un 17%. Prats advierte que en estos casos hay que vigilar que no haya conflicto de interés.

Artículo publicado en: Expansión.com

11 comentarios:

Anónimo dijo...

Demagogia anticapitalista. ¿Teneis envidia de la riqueza? Trabajad.

C. Sotil

Anónimo dijo...

Yo ya trabajo, robando a capitalistas. Es un trabajo que además me divierte. Lo que le robo es el honor a sus esposas.

El estudiante de Salamanca

Anónimo dijo...

Los anarcas ¿os creeis vuestras ocurrencias? ¿De verdad? Me cuesta creerlo.

Matapuces dijo...

No es cuestión de creencias, sino más bien, de evidencias.

manu67 dijo...

"Demagogia anticapitalista. ¿Teneis envidia de la riqueza? Trabajad."

Te has ekivocado compañero, trabajando no se hace rico NADIE, la frase debería ser........teneis envidia de la rikeza? explotad a vuestros semejantes..............
No se puede envidiar la falta de conciencia......algunos kizás......

Anónimo dijo...

http://pijamasurf.com/2011/01/top-10-metodos-modernos-de-control-mental-de-las-masas/

Anónimo dijo...

Hola me gustaría saber en qué trabajas. He contactado con algunos "ácratas" para hacerme a la idea y vamos saqué en claro lo siguiente:

-Chinasky es un jubilado
-Castuera (Peter) es abogado pero a los efectos vive de los ingresos de la mujer
-Patalete es un jubilado
-EDIT (de Ácratas.net) es vendedor pero solo a tiempo parcial
-T. Díaz es abogado y parece que el que más trabaja
-El nazi es enfermero (subempleado)
-Lobo por lo que le entiendo no trabaja ni pretende volver a hacerlo
-"Hastaloshuevos" es empresario, un explotador del ladrillo

Una pandilla ¿no? ¿Y vd. Matapuces, que trabaja en el alambre o cobra el paro?

Más que nada para saber qué motivaciones les llevan a cuestionarlo todo.

Saludetes

Matapuces dijo...

Soy vendedor de biblias.

Matapuces dijo...

Aunque pensándolo bien, si usted me ofrece un buen trabajo y un buen sueldo, meditaré su oferta.

Anónimo dijo...

Sueldo; 1200 al mes.
Trabajo: hackear webs.
¿Hace?

Matapuces dijo...

No me interesa.